Carrito de compras

Nuestra dieta y nuestro cuerpo

publicado por Attencion a Cliente el
Nuestra dieta y nuestro cuerpo

Tripa contenta 

    Ya habíamos hablado antes del microbioma de nuestro intestino, pero por si no pudiste leerlo, déjame que te lo cuente todo. Nuestro cuerpo está lleno de microorganismos, o bacterias saludables, que residen en nuestro intestino. Estos ayudan a la salud de nuestro cuerpo, y fortalecen nuestro sistema inmunológico, de hecho, son casi totalmente responsables de nuestra inmunidad (80%). En otras palabras, cuanto más sano y fuerte mantenga su intestino, más posibilidades tendrá de combatir cualquier enfermedad. ¿Cómo? te preguntarás, pues alimentando tu intestino con los mejores y más nutritivos alimentos. Y la ayuda de algunos suplementos nunca hace daño a nadie, como tomar probióticos. 

     A lo largo de este reto de alimentación limpia, nos alimentaremos con los mejores y más nutritivos alimentos integrales. Los alimentos procesados, ricos en grasas y con alto contenido en azúcares refinados promueven el crecimiento de bacterias dañinas. En su lugar, debes comer

  • Alimentos ricos en fibra: legumbres, como garbanzos y alubias, cereales integrales, como la avena y la quinoa, verduras, nueces y frutas. 
  • Ajo 
  • Alimentos fermentados: Tienen probióticos que ayudan a la microbiota intestinal, como el yogur, el kéfir, el chucrut y el kimchi
  • Alimentos que potencian el colágeno: como el caldo de huesos y la piel de salmón, o tomando suplementos de colágeno

     Un intestino sano conduce a un sistema inmunológico fuerte, a una buena salud del corazón y del cerebro, a un mejor estado de ánimo, a un sueño saludable, a una digestión eficaz y a la prevención potencial de algunos tipos de cáncer. Además, tener una microbiota equilibrada puede ayudarnos a regular procesos emocionales como el estrés, la ansiedad y la depresión. Presta atención a cómo funcionaba tu cuerpo antes y después de este reto y compruébalo por ti mismo. Recuerda que, además de una buena dieta, reducir tus niveles de estrés, dormir lo suficiente, comer despacio y mantenerte hidratado, todo ello conduce a un intestino más feliz y saludable. 

Happy Gut

     We had talked about our gut’s microbiome before, but in case you couldn’t read that one, let me tell you all about it. Our body is full of microorganisms, or healthy bacterias, that reside in our gut. These help our bodies’ health, and strengthen our immune system, in fact, they’re almost fully responsible of our immunity (80%). In other words, the healthier and stronger you keep your gut, the better chances you have to fight off any disease. How? you may ask, well, by feeding your intestine with the best and most nutritious food. And the aid of a few supplements never hurt no one, like taking probiotics. 

     Throughout this clean-eating challenge, we will be nourishing ourselves with the best, most nutritious and whole foods. Processed, high fat, and foods high in refined sugars promote the growth of damaging bacteria. Instead you should eat:

  • High fiber foods: legumes, like chickpeas and beans, whole grains, such as oats and quinoa, vegetables, nuts, and fruits. 
  • Garlic 
  • Fermented foods: These have probiotics which help gut microbiota, such as yogurt, kefir, sauerkraut, and kimchi
  • Collagen-boosting foods: like bone broth and salmon skin, or by taking collagen supplements

     A healthy gut leads to a strong immune system, good heart and brain health, improved mood, healthy sleep, effective digestion, and the potential prevention of some cancers. Also, having a balanced microbiota can help us regulate emotional processes such as stress, anxiety, and depression. Pay attention to how your body functioned before and after this challenge and see it for yourself. Remember besides a good diet, lowering your stress levels, getting enough sleep, eating slowly, and  staying hydrated, all lead to a happier healthier gut. 

Publicación anterior Publicación nueva

×